Estás en: inicio > Técnicas y artículos > conceptos básicos

Conceptos básicos sobre cerámica y alfarería

Resumen: qué son la arcilla, la cerámica, la alfarería y la diferencia entre ellas.

Qué es la arcilla

La arcilla es un material blando y maleable.

Qué es la cerámica

La cerámica es, en términos generales, el modelado de la arcilla mediante distintas técnicas, con el fin de crear objetos decorativos, artísticos o utilitarios.

Luego del modelado, la arcilla se deja secar, pero aún es sumamente frágil, por lo que la pieza tiene que ser sometida a una primera cocción a 1020 °C, denominada bizcochado, para producir un endurecimiento definitivo.

Una vez bizcochada la pieza, se colorea con materiales para cerámica y se hornea nuevamente para fijar el color. A esta segunda horneada se la suele llamar horneada de esmalte.

Qué es la alfarería

También conocida como modelado en torno, la alfarería es la técnica de utilizar las manos para dar forma a una bola de arcilla blanda sobre una rueda giratoria, guiando y controlando la pieza a medida que el efecto de giro de la rueda empuja la arcilla hacia arriba y hacia afuera.

La alfarería sirve para crear piezas redondas o simétricas, como cilindros, vasijas, platos y bowls. También puede se utilizada como punto de partida para la realización de formas más complejas.

¿Qué diferencia hay entre la cerámica y la alfarería?

La cerámica y la alfarería están íntimamente relacionadas.

La alfarería es una técnica para hacer objetos de cerámica en un torno o rueda giratoria.

En cambio, la cerámica incluye a todas las técnicas de fabricación de objetos de arcilla. Entre dichas técnicas se encuentra la alfarería, como también el modelado a mano, escultura, decoración y muchas otras.

¿Querés aprender más? Inscribite en nuestros cursos